Crear una marca vs. Crear un logotipo

¿No es lo mismo? ¿Cuál es la diferencia?




Muchas veces solemos confundir el proceso de creación de un logo con el de crear una marca (o branding en inglés). La verdad es que el logotipo es uno de los elementos de la marca. La marca incluye muchos otros detalles que deben hacer que un producto o servicio destaque. Digamos que el logotipo es solo la punta del iceberg, es lo que vemos en un empaque o en la publicidad. Por ejemplo, el logotipo de Nike es el swoosh que todos reconocemos.

Por otro lado, la creación de marca es un proceso bastante más extenso que se inicia con la definición de dos factores clave: 1. el propósito de la marca, por qué existe, y 2. su propuesta de valor, qué lo diferencia del resto. En esta etapa se desarrollan todos los factores intangibles de la marca, su personalidad, posicionamiento y valores. Si regresamos el ejemplo de Nike, su marca representante lograr lo imposible, motivación, emoción, estatus, tecnología, etc.

Una vez que ya sabemos qué va a transmitir nuestra marca, recién inicia la creación del logotipo. En esta etapa debemos lograr plasmar todos los factores intangibles en un diseño único. ¿Eso es todo? Pues no, luego del logotipo nos toca definir colores, tipografías, empaques y todos los elementos gráficos que identifiquen la marca. Claro que los siguientes pasos dependerán de los momentos de comunicación que tenga nuestra marca, su público y el objetivo de nuestro negocio. Si bien crear un marca es un proceso de largo aliento, es la mejor forma de lograr que un negocio/producto/servicio/persona/idea se diferencie y realmente logré comunicar su propósito al mundo.

6 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo